Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5[ImagesOnly]

Style6


La Policía ha tardado menos de doce horas en localizar a Lourdes S. C., una alumna de la Universidad de Jaén que se “esfumó” de su casa. La joven, que tiene 18 años recién cumplidos, está sana y salva en México, donde viajó de forma voluntaria, aunque sin decir nada a su familia.

El padre de la chica se presentó en la Comisaría en la noche del pasado miércoles. Estaba preocupado porque su hija no había vuelto a casa. No conseguía contactar con ella en el móvil y tampoco sus compañeras del primer curso de Graduado Social sabían cuál era su paradero. Así que decidió denunciar la desaparición. Los investigadores de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) se hicieron cargo del caso a primera hora de la mañana del jueves. Apenas ocho horas después, averiguaron que la joven había volado a México, de forma voluntaria, para conocer en persona a un hombre con el que mantenía una relación a distancia a través de internet desde hace unos meses.

Los agentes han podido contactar con ella a través de un mensaje de móvil. Por ello, han instado a la joven jiennense a que se presente en la Embajada de España en el país azteca para que la Policía de aquel país certifique que está bien y que no se encuentra retenida.

Cuando la Policía recibió la denuncia, calificó la desaparición como “inquietante”. Y es que los familiares y compañeros de Lourdes aseguraron en la Comisaría que se trataba de una estudiante modelo, que había sacado muy buenas notas. Llevaba una vida muy ordenada y familiar. No se le conocía actividad en las redes sociales. Por eso, extrañó que se esfumara sin dejar rastro. Además, sus padres tampoco notaron que faltara ropa o las maletas. 

El miércoles, como todas las mañanas, salió de casa en autobús. En teoría, el destino era la Universidad de Jaén. Sin embargo, cogió otro autocar con destino al aeropuerto de Barajas, desde donde voló a Ciudad de México. Llegó por la tarde. Horas después, su padre presentó la denuncia en la Comisaría.

Los investigadores averiguaron que, en los días previos a su viaje, Lourdes había sacado más de 2.000 euros de una cuenta bancaria que compartía con su padre. También solicitó el pasaporte y compró el billete en una agencia de viajes. Todos los preparativos los hizo sin decir nada a sus padres que, angustiados por su extrañísima desaparición, denunciaron los hechos en la Comisaría.

Tras numerosas comprobaciones, la Policía localizó a la estudiante y logró contactar con ella a través de internet —tenía un perfil secreto en las redes sociales que solo sus íntimos conocían—. Después, ella misma telefoneó a su padre para tranquilizarlo y decirle que la dejara en paz. Solo queda que la Interpol certifique que Lourdes está bien para cerrar definitivamente este extraño caso. 

Fuente: diariojaen.es

About YoArnold83

Nacido en Jaén y criado en Pegalajar, amante de la naturaleza, el deporte, la tecnología...
«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua

No hay comentarios:

Post a Comment